Project Coaching

Información sobre Project Coaching y soluciones para proyectos y emprendedores

Archive for the ‘Project Coaching’ Category

El Hacedor de Sueños

Posted by Antonio Pablo On julio - 26 - 2016

Nada ocurre sin ser antes un sueño. Carl Sandburg

El hacedor de sueños

El hacedor de sueños

‘Las personas necesitamos nuevas experiencias, agitan algo en lo más profundo de nosotros, que nos permite crecer. Sin cambios, algo duerme en nuestro interior, algo que rara vez despierta. Hay que despertar al durmiente’

 

Duque Leto Atreides – Frank Herbert, Dune

 

 

 

En el juego de la vida tu actitud te define y como digo siempre, eres lo que eres y estas donde estas por los pensamientos que has puesto en tu mente y puedes cambiar lo que eres y donde estas si cambias tus pensamientosY las preguntas son: ¿Estás satisfecho con la dirección que sigue tu vida? ¿Estas persiguiendo tu visión y tus sueños? ¿cual es tu actitud al respecto?

Se ha dicho, «los ojos que miran son comunes, pero lo ojos que observan son muy raros» La vista es una función de los ojos, pero el hecho de tener un sueño o visión es una función del corazón. No existe una fuente más grande de esperanza y de confianza que cuando se tiene un sueño.

Cada hazaña grande que ha impactado en la historia de la humanidad fue el resultado de tener y cumplir un sueño aunque al principio pareciera inalcanzable. El luchar por los sueños es la fuente inagotable de ilusión, motivación, dedicación y superación personal.

Hay sueños impuestos por la sociedad y sueños íntimos que emergen naturalmente de las profundidades de nuestra alma. Sólo persiguiendo estos últimos se encuentra la felicidad. Es cuando escuchas la voz del corazón cuando todo sale bien, pues el corazón es el único que puede oír la verdadera música de la vida. La puerta que conduce a una vida llena está siempre abierta para aquellas personas que se atreven a soñar y a vivir sus sueños.

Dice Anthony Robbins: “En el fondo del corazón, todos quisiéramos creer que tenemos un don especial, que podemos ofrecer algo único… que podemos mejorar este mundo.” En mi caso, mi pasión, mi vida, creo que está destinada a despertar posibilidades y a ayudar a la gente para que vaya más allá, para que no solo viva la vida, si no que disfrute de ella y vea realmente de lo que es capaz para hacer de este mundo un mundo mejor.

Muchas de las personas sienten una especie de vacío interior… como una desorientación, una falta de sentido. Algo similar ocurre en las empresas: el objetivo de ganar dinero, mercado, clientes, no alcanza para motivar y apasionar a sus empleados.

 

¿Qué nos falta? Un sueño, una Visión. Ponernos en contacto con nuestras aspiraciones, no como algo imposible de realizar, sino como algo tangible, concreto, posible, deseable, alcanzable.

¿Qué cosas nos importan verdaderamente? ¿Cuáles son nuestros valores más profundos? ¿Qué es lo que hace (o haría) que nuestra vida “valga la pena”? ¿Hacia dónde deseamos ir? ¿Cuál es nuestro propósito? ¿Qué futuro queremos crear? ¿Qué nos apasiona?.

Ponernos en contacto con nuestros sueños, declarar nuestra visión, nuestro propósito, es el primer paso para darle una orientación (un sentido), no sólo en nuestra vida personal, sino también en nuestro desarrollo profesional, o como integrantes de una organización. Cuando nos ponemos en contacto con nuestros sueños, se despierta nuestra pasión, nos motivamos, nos llenamos de vida. No es casual que la palabra “Aspirar”, signifique “llenar de aire nuestros pulmones”.

Para aquellos que corren hacia sus sueños, la vida tiene un significado especial. Si todo empieza con un sueño… permítete soñar!!!

Entre mis sueños se encuentra el ayudar a que las personas extraigan y aporten lo máximo de la vida y me gustaría que fueran ambiciosos que no se quedaran en pequeños cambios, sino que reflexionaran profundamente, explicitaran sus sueños e intentaran conseguirlos. (Nil satis nisi optimum).

La mayoría de nosotros hemos disminuido nuestros sueños, representando un papel que ajusta sus sueños a las circunstancias actuales. Hemos bajado el listón, la mayoría cuando no consiguen su sueño después de perseguirlo durante cierto tiempo, tarde o temprano modifica ese sueño, dice, bueno en realidad no tengo que aspirar a tanto, ese no soy yo realmente, no tengo la suficiente capacidad. ¿Por qué? Porque no queremos desanimarnos y frustrarnos.

A mi alrededor, a veces ocurre que uno de los retos a los que nos enfrentamos es que nuestras vidas van bien o muy bien, si las comparamos con otra gente, y nos dejamos seducir por nuestra comodidad. Pero nunca alcanzamos totalmente esa comodidad. Y digo esto porque en la vida solo podemos estar contentos de verdad si cumplimos nuestros sueños y por tanto nuestro propósito de vida. Si no tenemos la sensación de que estamos orientándonos hacia nuestros sueños, no importa cuánto dinero ganemos, cuanta gente nos quiera, lo inteligente que seamos, los títulos que tengamos, ni siquiera lo que hayamos conseguido a lo largo de nuestra vida. El secreto de la vida es crecer cumpliendo nuestros sueños y nuestro propósito.

“Tú Puedes Vivir tus Sueños”. Alcanzar nuestros sueños, cumplir nuestras metas y tener un gran cambio de vida, es difícil pero no imposible, esto es un reto de valientes, cuando te dispones a cumplir sueños en tu vida, vas a encontrar varias dificultades, te vas a tropezar muchas veces, te van a llegar momentos en que tal vez decidas tirar la toalla, pero esta en ti lograr esos objetivos, solo en ti, y lo puedes conseguir, te lo aseguro.

Enfócate y mentalízate en querer lograr lo que te propones ,siempre con positivismo nunca debes de pensar negativamente por que eso te limita a seguir progresando .Es obvio que si quieres llegar alto tienes que luchar, acuérdate que somos seres humanos , se comete errores pero de los errores también se aprende

La esencia del trabajo de un COACH es colaborar para que las personas, equipos y organizaciones construyan visiones y sueños poderosos, y despertar los propios recursos para que puedan lograr esas aspiraciones pasando a la acción. No hay nada en el mundo que pueda pagar el cumplir nuestros sueños.!

“Si no persistes, si no crees en tu sueño, te robaran lo que más importa en tu vida. “Anthony Robbins.

La forma de conseguir tu meta es soñar con lo que quieres, ponerle fecha de caducidad a tu sueño, y luego trabajar para alcanzarlo.

“Aquello que puedes hacer, o sueñas que puedes hacer, comiénzalo. La audacia tiene genio, poder y magia” – Goethe.

En mi novela favorita de Ciencia Ficción – DUNE – Entre sus brillantes frases, creo que una de las que aplica es la que indico a continuación:

Estoy muerto para todos a menos que llegue a ser…lo que puedo ser.(…)-
¡Padre!… ¡Padre! ¡EL DURMIENTE HA DESPERTADO!
DUNE (Frank Herbert)

Me gustaría que tanto un servidor como todas las personas de buen corazón alcancemos nuestros sueños y despertemos hacia el mundo. Esto lo podremos conseguir superándonos y alcanzando aquello que podemos ser. Recuerda que lo más importante no son las cosas que vas a conseguir sino la clase de persona en la que te vas a convertir.

Tu nuevo futuro te está esperando. Te reto a que definas tu valor

Espero que os guste y os resulte de utilidad.

Evoluciona, supérate, sé todo lo que eres capaz de ser

¡No dejes que nadie te robe tu sueño!

Antonio Pablo

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

Compártelo en tu red social

El arte de la inteligencia práctica

Posted by Antonio Pablo On junio - 16 - 2015

Mi inquietud por aprender y mejorar me hace ser una persona deseosa de adquirir conocimiento y esa inquietud me ha llevado a buscar nuevas formas de pensar, a identificar a los autores y personas de referencia y autoridad en materias que para mí son de gran importancia como son la salud, el liderazgo, el management, la inteligencia financiera, la educación y el desarrollo personal y organizacional.

Inteligencia practica

Inteligencia_practica.jpg

En la vida, como en el juego, se nos reparten unas cartas (genéticas, económicas y sociales) que no podemos elegir. En ambos casos, hay cartas buenas y cartas malas y no hay duda de que es mejor tenerlas buenas que malas. Pero ahora viene la pregunta importante ¿gana siempre quien tiene las mejores cartas? No, gana quien juega mejor con las que tiene. ¿Y quien juega mejor? . Pues el que sabe aprender, se adapta, quiere, puede, se atreve y pasa a la acción.

Goethe escribió una vez “Para tener más, primero debes ser más”. Para lograr más en nuestro mundo exterior, debemos trabajar en nuestro mundo interior, en el desarrollo de uno mismo. No hay atajos que funcionen para siempre, no hay otro modo.

Actualmente no vivimos una época de cambios sino un cambio de época. Nos educaron para una época y sociedad que ya no existe y debemos desarrollar la aptitud para resolver problemas definidos de manera imprecisa, que surgen en la vida diaria y para los cuales no existen soluciones claras y explícitas

La ley de la causa y efecto dice que todo acontece por una razón. El éxito no es un accidente. La gente exitosa en un área suele ser la que ha aprendido la relación de causa y efecto entre lo que quiere y como obtener lo que quiere y esto es una aplicación de nuestra inteligencia que podemos llamar práctica.

Howard Gartner identifico 7 inteligencias en su libro Frames of Mind, indicando que las personas están más dotadas para unas que para otras. Las inteligencias identificadas son: La inteligencia lingüística, lógico-matemática, espacial, musical, corporal, intrapersonal e interpersonal. Como ejemplos tenemos: Escritores, Matemáticos, Pintores, Compositores, Bailarines, Políticos y personas capaces de analizarse. Puesto que hay muchas inteligencias diferentes, puede haber  también muchos talentos distintos (musicales, científicos, financieros, atléticos, etc.) cada uno supone un tipo de destreza.

Sin embargo hay un tipo de inteligencia situada en un nivel superior, que debiéramos poseer y desarrollar todos, porque es nuestro supremo recurso, la que administra y gestiona el resto de los talentos. Me refiero a la inteligencia práctica que guía nuestra vida, que dirige nuestros proyectos, nuestras emociones, nuestros éxitos y nuestros fracasos. Está orientada a la acción y su tarea es la más difícil, porque el tipo de problemas con el que se enfrenta es el más complejo. Un problema teórico se resuelve cuando conozco la solución. Los problemas prácticos no se resuelven cuando conozco la solución sino cuando lo pongo en práctica, que suele ser lo más difícil porque entran en juego las dificultades de la situación concreta, los deseos enfrentados, los miedos, las expectativas, los intereses, las emociones.

Robert J. Sternberg, catedrático de la Universidad de Yale (EE UU), distingue tres tipos de inteligencia: analítica, creativa y práctica. La inteligencia práctica es la capacidad de comprender el entorno y utilizar ese conocimiento para determinar la mejor manera de conseguir unos objetivos concretos. Existen diferentes tipos (superpuestos en ocasiones) de inteligencia práctica para cada trabajo o situación con los que nos encontramos a lo largo de nuestras vidas

La realidad entera se amplía dando de si nuevas posibilidades. Somos lo que somos, más nuestras posibilidades, y estas posibilidades están alumbradas por proyectos con los que nos seducimos a nosotros mismos desde lejos. Embarcados en proyectos rutinarios, nuestra inteligencia generadora, producirá ocurrencias rutinarias, embarcados en proyectos artísticos, se hará inteligencia artística; embarcada en proyectos racionales, se convertirá en razón. Mediante proyectos dirigimos la atención, el interés, los actos y le permitimos evaluar su comportamiento. Tu estas aquí, la meta está allí, el problema está en cómo pasamos de un lugar al otro.

Planificación estratégica personal

Las personas debemos elaborar proyectos o fijar objetivos porque de esta manera dan sentido a la acción, nos permiten seleccionar los medios y evaluar los progresos, imaginar algo que no existe pero que podemos hacer que exista. Para esto es bueno tener conocimientos en planificación estratégica, ya que la estrategia es un arte y una ciencia en elaborar un plan y elegir los medios idóneos para conseguir las metas propuestas.

La inteligencia y la creatividad aplicadas a la gestión estratégica de la vida forman parte de la sabiduría que, desde siempre, guía a los seres humanos en la consecución de sus objetivos, en la superación de sus límites y en la mejora de sus capacidades. Forma parte de la inteligencia práctica” saber aprovechar los recursos sociales, culturales que hay a nuestro alcance e intentar que ese entorno, sea lo más rico, justo y estimulante posible, para que expanda nuestras posibilidades de acción. Yo soy yo y mis circunstancias y si no mejoro mis circunstancias no mejoro yo y viceversa.

En este sentido, aunque ya ampliaré en próximos artículos, es muy recomendable tener conocimiento entre otras, de tres tradiciones fundamentales que exaltan el valor y la utilización de estrategias como instrumento esencial para la realización de los fines (enfoque práctico): El arte de la Metis, o sea la tradición griega del culto a la astucia, la audacia y la habilidad; El arte de la guerra, o sea la tradición china de los métodos para vencer con el mínimo esfuerzo; El arte de la persuasión, o sea el estudio de las técnicas retóricas para inducir a las personas a cambiar.

Para que algo sea práctico tiene que ser útil, para que sea útil tiene que servir a un propósito y contribuir (aportar valor) a su consecución. No hay nada más inútil y por tanto menos práctico que dedicar tus recursos y tu tiempo en actividades sin un propósito definido, sin un sentido y sin que contribuyan a un propósito deseado y elegido por ti.

Así que el primer paso ineludible para dar sentido a la practicidad es definir explícitamente nuestro plan estratégico personal. En el siguiente enlace, que os invito a que no dejeis de leer: http://www.projectcoaching.es/planificacion-estrategica-personal-7-claves-que-te-proyectaran-al-exito/  hago un desarrollo práctico del mismo.

Espero que os guste y os resulte de utilidad.

Evoluciona, supérate, sé todo lo que eres capaz de ser.

Hasta pronto

Antonio Pablo

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

Educación Deep Impact

Posted by Antonio Pablo On abril - 8 - 2015

El futuro de nuestras generaciones está amenazado y en profunda decadencia por las políticas y modelos educativos que en las últimas décadas hemos ido sufriendo. Estas amenazan con dejar desolado el futuro de nuestra sociedad semejante a un asteroide que impacta en pleno centro de la Tierra llevando la destrucción, la desolación, la regresión e invernación de las generaciones supervivientes

adoctrinamiento ideológico a menores en la escuelaLa ignorancia nos hace felices en nuestra mediocridad. Nos ha inoculado la creencia de que tenemos una gran formación y esto es falso. Como ejemplo, en España no tenemos ni una sola universidad entre las mejores 200 del mundo.  Claro que existen personas bien preparadas, pero estas son raras avis, son excepciones. Cuando crees que lo sabes todo o casi todo, no tienes interés en seguir aprendiendo y replantearte tus ideas, convicciones y conocimientos y dejas de tener una mente abierta, curiosa y dispuesta a evolucionar y aprender. De esta manera se crea una sociedad acomodaticia, anquilosada, decrepita, nada reivindicativa y fácilmente adoctrinable.

Tengo claro que nuestra forma de pensar se ha ido construyendo con el tiempo y somos lo que somos por los pensamientos que hemos puesto en nuestra mente y podemos cambiar lo que somos si cambiamos nuestros pensamientos. Para la mayoría de la gente,  la fuente de esa forma de pensar o de ese condicionamiento fueron los padres, los hermanos o hermanas, los amigos, las figuras de autoridad, los profesores, los líderes religiosos, los medios de comunicación y la cultura en la que se criaron, por nombrar solo una cuantas. Por lo tanto, en un principio, a la hora de obtener resultados en nuestra vida y en concreto sobre nuestra salud/energía, dinero y desarrollo personal, etc. estamos condicionados por la sabiduría, comportamiento, conocimiento, experiencia, miedos y creencias de nuestros programadores.

Y mis preguntas son: ¿sabían potenciar la autoestima y la inteligencia emocional y las actitudes? ¿Cuánto sabían de finanzas y de emprendimiento? ¿Cuáles eran sus pautas y conocimiento sobre nutrición, ejercicio, respiración, relajación, gestión del tiempo, asertividad, empatía, comunicación, etc..?. Normalmente somos la media de las personas con las que nos relacionamos.

Educación frente a corrupcion

El futuro es de las personas con talento, la formación adecuada y “el hambre”, entendido como las ganas de comerte el mundo, de crecer,  de aprender, hacer y evolucionar. A mi alrededor observo que faltan gran parte de los 3 ingredientes. La falta de ganas, de actitud, es la más palpable, evidente y peligrosa de todas porque es la que pone en valor lo que tengas de los otros dos.  Como comentaba en mi anterior articulo estamos en una Sociedad Walking Dead, tenemos que despertar a la vida y la formación desde la infancia en actitudes, en creatividad, en inteligencia emocional, en preparar a las personas para que sean lo más autónomas posibles y no dependientes, es lo que más urge y es clave para tener un futuro  brillante como país y sociedad.

Hemos perdido en gran parte la cultura del esfuerzo. Con el objeto de que la gran mayoría tenga un título, hemos socializado una educación volviéndola mediocre, reduciendo el valor a las titulaciones.  Todo el mundo debe tener derecho a una educación de calidad, independientemente de sus capacidades económicas, pero en la situación actual, al contrario de favorecer al que tiene talento, ahora el que quiere distinguirse y marcar una diferencia en su mayor parte lo hace porque tiene recursos económicos que le permiten realizar una educación, master o acción formativa diferencial y de gran coste económico que no todo el mundo se puede permitir.

Somos grandes poseedores de conocimientos inútiles sobre los que hemos empleado gran parte de nuestro tiempo de forma inútil, aprendiendo para un mundo caduco que ya no existe. Las reglas del juego han cambiado porque los tiempos han cambiado. Las personas que juegan con las viejas reglas, pierden, quienes juegan con las nuevas reglas ganan. ¿Conoces las reglas con las que estás jugando?¿Estás preparado para el futuro? ¿Lo están tus hijos? ¿Conoces los mejores modelos de formación y lo que va a ser lo determinante en el futuro para ti y los tuyos?

Los modelos de formación en general valoran tremendamente el conocimiento  y de hecho  lo califican. Sin embargo, no potencian la inteligencia financiera, la generación de energía, el equilibrio cuerpo, mente, espíritu, la capacidad de liderazgo, el coraje, la persistencia u otras virtudes que tantas veces marcan el éxito en la vida.

La mayoría de las personas solo conocen la educación tradicional y desconocen o no se han planteado los diferentes métodos y conceptos que pueden ser determinantes a la hora de enfocar la formación de sus hijos sobre los que haré una breve enumeración en este artículo y que más adelante espero tratar en este blog con más profundidad. Temas a profundizar serían la Neuroeducación, la pirámide del aprendizaje, las inteligencias múltiples de Howard Gardner, los métodos Montesori, Waldort, Kumon, Doman, Fontan, Formula Jump, el sistema Knewton, etc. Personas como Ken Robinson,  Francisco Mora, José Antonio Marina, y así un largo etcétera.

educación de futuro. mente abierta

educación de futuro. mente abierta

Estoy convencido que el futuro pertenece a gente que es muy buena en lo que hace, que mejora cada día y que mi vida mejora solo si yo mejoro. Para ser mejor, cada día debo aprender más y agregar más valor. La gente orientada al crecimiento estamos comprometidos con nosotros mismos y con nuestro futuro. Anhelamos aprender y practicar ideas nuevas,  métodos y estrategias. Tenemos hambre de nueva información y experimentación. Como una esponja, absorbemos todo lo que podemos de cada fuente que nos rodea.

Actualmente muchos de los sistemas educativos están obsoletos. Los países con mejores resultados en PISA tienen la clave del éxito. Y yo me pregunto si el éxito deja pistas, por qué nos encabezonamos en no seguirlas. ¿Habrá algún interés oculto de mantener una Sociedad Walking Dead?, ¿es la eterna lucha de las dos Españas? o ¿simplemente es que se aplica el principio de Hanlon “Nunca atribuyas a la maldad lo que puede ser explicado por la estupidez”?

Desde mi punto de vista, actualmente la mayoría de las escuelas están hechas para crear empleados, no personas emprendedoras, innovadoras, creativas, de espíritus crítico/constructivo, autónomas y libres. Las excepciones vienen de personas como Cesar Bona, considerado el mejor profesor de España y candidato al Nobel de los profesores , Sor Innovación  y otros educadores anónimos que por su vocación, su deseo de servicio y compromiso con la sociedad, luchan y se dejan el alma por proporcionar un futuro brillante personal y profesional a sus alumnos. ¡Que mayor satisfacción en tu vida que saber que has contribuido a hacer la vida de los otros mejor!

Pero aparte de excepciones, los sistemas educativos actuales no están preparados para la formación plena, creativa e integral de las personas. Las actuales escuelas en su mayoría son la mejor forma de crear personas fácilmente manipulables y manejables como ovejas que no piensen, que no tengan ideas ni criterio, que no tengan espíritu constructivo crítico, que no busquen la libertad, personas que crean que el mundo es una competencia continua.

No podemos esperar más a realizar un cambio en el plan educativo que tenemos en España, el futuro de nuestros hijos depende de ello. En este sentido dejo un enlace a una entrevista a José Antonio Marina muy interesante. “El sistema educativo español es un diplodocus que hay que despertar”

“No es lo que ignoramos lo que nos impide prosperar; lo que constituye nuestro mayor obstáculo es lo que creemos que sabemos y luego resulta que no es así”  Josh Billings

Espero que os guste y os resulte de utilidad.

Evoluciona, supérate, sé todo lo que eres capaz de ser.

Antonio Pablo

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

Sociedad Walking Dead

Posted by Antonio Pablo On marzo - 30 - 2015

Existe un tema que desde hace tiempo le estoy dando vueltas y me preocupa enormemente, y es el grado de automatismo, borreguismo y conformismo que tenemos en la sociedad occidental actual y en España en particular. Se habla de crisis económica, pero yo pienso que también  y mayormente es una crisis de valores, de autoestima y de actitud. Somos una sociedad con un gran número de figurantes de Walking Dead (Zombies en Vida)

Ciudadanos C´s frente a los lobos

Nación de Ovejas

Desde mi convencimiento, somos responsables de gestionar nuestras propias vidas y no podemos quedarnos sentados esperando que alguien venga a rescatarnos o a ofrecernos lo que deseamos de nuestras vidas. No es práctico quedarse anclado en la queja si lo que deseamos es cambiar nuestra situación actual. No nos engañemos atribuyendo la responsabilidad de nuestros problemas únicamente a causas externas o a la presión del entorno.

La persona proactiva no espera a que los demás tomen decisiones por ella, actúa con determinación anticipándose a los problemas y crea constantemente nuevas oportunidades. Tenemos la responsabilidad de escoger nuestras propias respuestas ante lo que nos ocurre y de dirigir la acción de una manera inteligente. Para tener éxito es preciso tener iniciativa y saber hacer frente a la incertidumbre.

Nosotros por acción o por omisión somos cómplices en gran parte de una desmotivación que el sistema también alimenta, narcotizándonos y convirtiéndonos en meros zombies programados para ser grises y mediocres y cual manada ser fácilmente conducidos  y manipulados contribuyendo en muchos casos al beneficio bastardo de unos pocos.

ciudadanos c´s

sociedad walking dead

La pereza, el conformismo, la comodidad y hasta el victimismo alimentan la desmotivación y el desencanto que gran parte de la población manifiesta. En mí día a día observo la falta de sonrisas, de brillo en los ojos, de ilusión. Se supone que estamos en un País desarrollado, pero si bien  las necesidades básicas están en gran parte de la población cubiertas, estamos muy lejos de sentirnos felices y satisfechos. La mayoría se dedica a revindicar sus derechos, pero obvia las obligaciones y una de las principales responsabilidades que tenemos como Ciudadanos, es la de luchar todos los días por mantener esos derechos y mejorar nuestra sociedad

Cada día que pasa, es un día perdido. Es el momento de dar un paso adelante y volvernos activistas, comprometernos con las causas que consideremos justas. Yo a nivel personal además de mi labor de coach y mi actividad en Project Coaching y SmileChannelTV he dado un paso más y me he comprometido desde hace unos meses políticamente con Ciudadanos C´s, con la ilusión del que tiene la esperanza de colaborar en la construcción de forma activa de un una sociedad mejor. Tenemos que trabajar desde la acción y el corazón para construir un mundo más humano, más ilusionante y mejor.

Dejemos de ser los protagonistas de una pseudo vida propia de Walking Dead y evolucionemos, tomando un papel activo, comprometiéndonos con nuestros valores. Hacernos víctimas y quejarnos si n tomar acción es la mejor manera de hacer que nuestros problemas y dificultades se hagan permanentes.

Renunciemos a ser ovejas para asumir con nuestras acciones y decisiones aquello en lo que creemos para evitar que se cumpla la aseveración de Murrow de que “una nación de ovejas engendra un gobierno de lobos”.

No lo dejemos para más tarde, es el momento, debemos dar un paso adelante y permitirnos brillar. Tengamos el coraje de seguir la voz de nuestro corazón y nuestra intuición, contribuyendo a que suceda aquello en lo que creemos.

Como dice Freddy Kofman es su genial y espectacular conferencia  de Vida, Libertad y Conciencia sobre este tema y que te invito a escuchar “Si no somos parte del problema no podemos ser parte de la solución. Y por tanto no tenemos poder para influir en los resultados“

El modo en el que nos enfrentamos a las dificultades es lo que marca la diferencia. La vida pasa por las decisiones que tomamos frente a las circunstancias. Para salir de la resignación y del resentimiento debemos tomar control.  Si no tomas control de tu vida, la vida tomará el control sobre ti.

Ya está bien de estar esperando que alguien venga y solucione las cosas. Sólo a través de una actitud proactiva y positiva lograremos que nuestra vida mejore. Desde formarnos para ser más competentes, a redirigir nuestra trayectoria profesional, desde enfocar nuestro negocio desde una nueva perspectiva a cambiar de sector, desde colaborar con una ONG a comprometerse con un partido político, tenemos soluciones a mano, mejor dejemos de quejarnos de las circunstancias y tomemos una actitud proactiva. Te invito a que hagas la siguiente declaración: Yo soy responsable de mi vida. Me declaro como protagonista único y principal de mi vida.

Justamente cuando las cosas están difíciles es el momento de dar un paso hacia adelante. Tú eliges el papel de tu vida, víctima o protagonista.  Marca la diferencia y contribuye a crear un futuro memorable.

No más una Sociedad Walking Dead

Antonio Pablo

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

Como evitar la preocupación

Posted by Antonio Pablo On marzo - 25 - 2013

¿Eres de los que centra su atención en lo que tienes o en lo que te falta?

preocupacionMuchas veces nos agobiamos hasta la extenuación por las cosas que sentimos que no tenemos, por el reconocimiento que no llega, por las metas no alcanzadas, en general por todo. Con frecuencia nos preocupamos mucho más de lo que creemos y entonces la preocupación empieza a convertirse en un hábito.

Consideramos la preocupación como algo positivo, ya que asumimos que de esta manera estamos haciendo gala de nuestra responsabilidad, afrontando y evitando posibles problemas. Cuando pensamos así, nos sentimos relativamente bien al preocuparnos y rechazamos la posibilidad de no hacerlo. Ahora bien, la preocupación es positiva, solo cuando dura sólo el tiempo necesario para encontrar una solución y actuar. Si no hay solución o no está en nuestras manos, preocuparse es una pérdida de tiempo.

Tú puedes cambiar la percepción que tienes de tu desdichada vida, si le dedicas unos minutos al día a fijar la atención y agradecer todo aquello que tienes. Por favor, aprende a valorar lo que tienes y dejar de preocuparte por lo que no tienes.

A la mente le gusta la seguridad y tiende a anclarse en lo conocido. La preocupación es un síntoma de un miedo profundo que experimentas cuando tienes que enfrentarte a lo desconocido. Cuanto mas energía le das a tus miedos, más preocupación y ansiedad generas.

En realidad, todas las formas de preocupación representan una falta de confianza. Aún cuando las cosas pueden cambiar de diferentes formas, una persona preocupada suele tener una tendencia a creer que las cosas van a cambiar para peor en vez de mejorar.

Cuando no estamos ocupados, nuestras mentes tienden a llenarse con pensamientos y emociones para mantenernos ocupados, pero como no podemos hacer nada, en vez de ocuparnos lo que hacemos es preocuparnos. Estas preocupaciones pueden llevarnos a situaciones de pérdida de energía, de ansiedad y de angustia mental. Cultivemos el hábito de vivir la vida día a día, lo cual no significa que no hagamos esfuerzo alguno para preparar el futuro. Pero si tu mente está constantemente en el futuro, es difícil pensar en el presente, por lo que pierdes la capacidad de experimentar la vida aquí y ahora. Claro que es necesario cuidar del mañana por todos los medios, meditando, proyectando y preparándose. Pero sin ansiedad ni preocupaciones. El mejor modo de prepararse para el mañana es concentrarse, con toda la inteligencia y entusiasmo, en el ahora, de forma excepcional.

Con respecto al pasado solo hay una manera en que este puede ser constructivo y  consiste en analizar con calma nuestros errores, aprender de ellos, sacar provecho…y olvidarlos

Como he comentado en anteriores artículos, son nuestros pensamientos lo que nos hacen como somos. Nuestra actitud mental es el factor que determina nuestro destino. El mayor problema que toda persona enfrenta es la elección de los pensamientos acertados. Si somos capaces de realizar correctamente esta elección, estamos en el camino que conduce a la solución de nuestros problemas. Como decía Dale Carnegie en su libro “Cómo suprimir las preocupaciones y disfrutar de la vida”, si tenemos pensamientos felices, seremos felices. Si tenemos pensamientos temerosos, tendremos miedo. Si tenemos pensamientos enfermizos, nos vamos a enfermar. Si nos dedicamos a compadecernos, todo el mundo huirá de nosotros. Existe una gran diferencia entre inquietarse y preocuparse: la inquietud significa comprender los problemas y tomar con calma las medidas para solucionarlos. La preocupación significa dar vueltas inútiles a un asunto.

Hay muchas cosas que te ocurren diariamente, son cosas agradables y desagradables, sobre las que podemos hacer algo al respecto para cambiarlas o no. De todas esas cosas analiza cuales sientes que tú puedes hacer algo para cambiarlas y entonces no te preocupes por ellas, sino que lo que tienes que hacer es ocuparte de ellas. Por otra parte las que no sientas que puedes hacer algo por cambiarlas, simplemente déjalas ir, ya que te están consumiendo energías y creándote preocupaciones. A este respecto, te invito a que te centres tal y como indicaba Stephen Covey en su libro de los 7 hábitos de las personas altamente eficaces en tu circulo de influencia. Recuerda que las personas proactivas centran siempre sus esfuerzos en el círculo de influencia, se dedican a las cosas con respecto pueden hacer algo, su energía es positiva, por lo que terminan ampliándolo. Las personas reactivas centran sus esfuerzos en el círculo de preocupación, su foco está en los defectos de los demás, en los problemas del medio (clima, delincuencia, etc.) y en las circunstancias sobre las que no tienen ningún control, su energía es negativa y se combina con la desatención del círculo de influencia, haciendo que este se encoja.

Cuando estamos sumamente agobiados por los pesares de la vida, por los múltiples quehaceres, por los problemas que parecen no tener solución, debemos parar y pensar: “un paso a la vez, una tarea cada vez.”.

A este respecto, como la preocupación está causada por una sensación de falta de control, organización, preparación y acción, la simplicidad es el camino para llegar a la sofisticación. Entonces, siguiendo el mismo principio de dividir las grandes tareas para distribuir el esfuerzo y desvanecer una falsa sensación de dificultad, podemos conseguir lo mismo con nuestras preocupaciones a través de la segmentación de la actividad, utilizando, por ejemplo la metodología de gestión del tiempo GTD a través de sus cinco fases: 1) RECOPILA en una lista 2) PROCESA y decide q hacer 3) ORGANIZA y prioriza 4) REVISA tu lista 5) HAZ!!  

GTD (“Getting things done”) es una metodología inventada por David Allen para poder manejar todas las cosas en nuestra vida personal y profesional. La idea básica de GTD es la de capturar todas las cosas que requieren de nuestra intervención y transformarlas en acciones que se pueden medir y rastrear. En resumen, GTD es un sistema de organización que busca ayudarte a ser más productivo y sentirte en control de tu vida. Aplicándolo podrás ocuparte en eliminar las tareas pendientes que se traducen en una carga mental que te quita energías, cultivando el hábito de no acumular tareas que al final se traducen en preocupaciones que frenan tu automotivación. A este respecto te invito a que profundices en el conocimiento y uso del GTD (Libro: Organízate con Eficacia de David Allen).

Y ahora, crea tu propia suerte. No te preocupes, ocúpate. ¿Quién vas a elegir ser frente a las circunstancias (buenas o malas) de la vida? ¿Quieres ser Proactivo o Reactivo? ¿Víctima o Protagonista?

Artículos relacionados:

http://www.projectcoaching.es/una-actitud-para-el-exito-la-proactividad/

http://www.projectcoaching.es/que-mas-vas-a-perderte-por-culpa-de-tus-miedos/

http://www.projectcoaching.es/una-forma-personal-de-gestionar-el-estres/

http://www.projectcoaching.es/las-siete-claves-para-gestionar-tu-tiempo/

http://www.smilechanneltv.net/los-7-habitos-de-la-gente-altamente-efectiva/

Hasta pronto

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

La mayor clave de prosperidad y de satisfacción que existe

Posted by Antonio Pablo On enero - 8 - 2013

Si queremos alcanzar el nivel más profundo de plenitud y satisfacción, sólo podemos conseguirlo decidiendo aquello que más valoramos en la vida, identificando cuáles son nuestros valores más altos, y luego comprometiéndonos a vivir de acuerdo con ellos durante cada uno de los días de nuestra vida. Lamentablemente, esto que acabo de decir no es habitual en la sociedad actual, ya que para empezar, con frecuencia, la gente no tiene una idea clara de lo que es importante para ella. Y si no tenemos claro sobre lo que es más importante en nuestras vidas ¿cómo podemos esperar  a dar sentido a nuestra vida y a tener la capacidad para tomar decisiones efectivas?

Ante esta situación se plantean varias preguntas; ¿Sabes cuáles son tus valores? ¿Sabes realmente quién eres?… y lo más importante: ¿Vives de acuerdo a tus valores internos más importantes y tu filosofía de vida? ¿Y qué es eso de “vivir tus valores”? Es más… ¿qué son los valores? ¿Y por qué son tan importantes para encontrar la plenitud en cualquier área de tu vida?

Los valores son la brújula que guía a cada persona hacia sus últimos destinos. La clave para la felicidad es vivir conforme a nuestros valores. Por lo que debemos conocer cuáles son estos. Los valores  representan aquello que es lo más importante para ti en la vida. Suelen ser definidos por una palabra (paz, amistad, libertad, transcendencia, familia, aprendizaje, etc.). Hay valores que son importantes para ti en ciertos momentos de tu vida, y por otro lado están tus valores directores, que son los que van, han ido e irán contigo siempre porque forman parte de ti y te hacen único. Los valores guían cada una de nuestras decisiones y, en consecuencia, nuestro destino. Quienes conocen sus valores y viven de acuerdo con ellos, alcanzan la satisfacción, la prosperidad  y se convierten en los líderes de nuestra sociedad

Si te pregunto: « ¿Qué valoras más?», quizás contestes: «El amor, la familia, el dinero…». De éstos, el amor es el valor final que anda persiguiendo; en otras palabras, el estado emocional que deseas alcanzar. La familia y el dinero, por su parte, son valores intermedios, es decir, una forma de alcanzar el estado emocional que deseas realmente. Hazte la pregunta mágica y clarificadora a cada respuesta que des de que ¿para qué quieres esto? Hasta que llegues a un circulo cerrado en tus respuestas.

La mayoría de la gente no tiene clara cuál es la diferencia entre los valores intermedios y los fines y, en consecuencia, experimenta mucho dolor. La gente se encuentra a menudo tan ocupada persiguiendo los valores intermedios, que no alcanzan su verdaderos deseos: los valores finales, que son los que ‘realmente les harán sentirse realizados, los que les enriquecerán y recompensarán su vida. Uno de los mayores desafíos que observo es que la gente sigue planteándose objetivos sin saber siquiera lo que valora verdaderamente en la vida y, en consecuencia, termina por alcanzar sus objetivos y dice: « ¿y esto era todo?»

Si queremos alcanzar la felicidad, debemos ir hacia la persona que queremos ser. Los valores deben ser impulsores de nuestras nuevas metas y conductas. A la hora de fijar nuestras metas se trata de que estén presentes siempre tus valores, porque son la única fuente verdadera de la que manan la capacidad de automotivación, la alegría, y la plenitud. Son la gasolina que nis proporciona la energía para alcanzar nuestras metas. ¿Te imaginas que uno de tus valores fuera el aprendizaje, y en cambio hubieras dirigido tu empresa o tu trabajo a un punto donde haces todos los días básicamente lo mismo? ¿O que la familia es un valor básico para ti, y llevas años sin dedicarle el tiempo y la atención que sabes deberías dedicar, siempre dándote buenas excusas para seguir trabajando? Y así podríamos seguir y seguir.

Debes escucharte primero y después comprobar la coherencia de eso que escuchas con lo que te pide el corazón. Tus deseos, aunque sean realizables, tienen que ser profundamente deseados para poderlos lograr, sino no los lograrás. Para ello, tienes que aprender a escucharte y responder. Tienes que trabajar en tu autoconocimiento (tu perfil de personalidad, tu propósito de vida y tus talentos) y en tu autoconciencia (conocer tus valores y creencias).

Ejercicio

  1. Siéntate y escribe en un papel, una lista de los 5 valores más altos que actualmente tienes en orden de importancia preguntándote: ¿Qué es lo más importante para mí, en mi vida?.(Puedes utilizar la lista de la imagen para identificar tus valores)
  2. Define en detalle que significa para ti cada valor.
  3. Examina tu lista cuidadosamente y piénsalo bien. ¿Tienes inconscientemente algún conflicto? Por ejemplo, tienen dos valores en su lista que son completamente opuestos pero muy cerca en su orden de prioridades? Si es así, esto generará grandes conflictos y será fuente de autosabotaje, por lo que debes re-configurar tus prioridades para evitar alguno de estos conflictos
  4. Para cada uno de los valores identifica con que intensidad los vives valorándolos del 0 (Nada) al 10 (Totalmente).
  5. Establece metas concretas en un plazo, que sean realizables, con las que te comprometas y te acerquen a tus valores
  6. ¿Qué actividades específicas tienes que ejecutar cada día para asegurarte de que eres la persona que quieres llegar a ser y alcanzar los objetivos que te has propuesto?
  7. Ponte en acción.

Después de realizar el ejercicio te invito a pensar en que  todo lo que haces que no tiene sentido y que no te acerca a tus valores. Honra  tus valores pero no los dejes para mañana. Los valores te ayudan a filtrar y discriminar. Si no estás seguro de cómo responder a una persona, problema u oportunidad, pásala por tus valores principales. Si encaja, acéptalo.

Video: Libro para ser feliz;  http://youtu.be/_p3mKgJMCzs

A menudo, la gente desarrolla pautas habituales de comportamiento que la frustra o la puede destruir potencialmente: fumar, drogarse, beber, comer en exceso, intentos por controlar o dominar a los demás, dedicarse a ver la televisión con exceso, etc. Estos comportamientos son realmente el resultado de la frustración, la ira y el vacío que sienten las personas porque no sienten la plenitud en sus vidas. Están tratando de distraerse con respecto a esas sensaciones de vacío, llenando el hueco con un comportamiento que produzca un cambio rápido y fijo de estado de ánimo. Ese comportamiento se convierte en una pauta y, a menudo, la gente enfoca su atención a cambiar el propio comportamiento, antes que afrontar la causa. Pero lo cierto es que no tienen un problema con la bebida, etc. sino un problema de valores. La única razón por la que beben es para tratar de cambiar su estado emocional porque no les gusta cómo se sienten. No saben o no tienen claro lo que es más importante para ellos en sus vidas. Cuando traicionamos o no vivimos nuestros valores, lo que hacemos habitualmente por miedos o creencias limitantes, el mensaje que enviamos a nuestro subconsciente es que nuestros valores no son importantes, sacrificándonos y haciendo que nos sintamos desdichados.

Muchas personas saben lo que quieren tener, pero no tienen ni la menor idea de lo que quieren ser. Obtener «cosas» no realizará a nadie. Esa sensación de fuerza interior que todos nos merecemos sólo la conseguiremos viviendo y haciendo aquello que consideremos como «lo correcto».

En cambio, cada vez que vivimos de acuerdo con nuestros criterios más elevados, cada vez que cumplimos y satisfacemos nuestros valores, nos sentimos inmensamente alegres. No necesitamos cometer todos esos excesos porque la vida misma en si ya es increíblemente rica

La clave para cambiar tu destino es la consciencia.  Al estar conscientes de las fuerzas que controlan tu conducta (valores) podrás empezar a tomar las medidas para evaluarlas y cambiarlas en caso de ser necesario. Para vivir en coherencia con tus valores, de vez en cuando pregúntate ¿Lo que estoy haciendo ahora responde a mis verdaderos y auténticos deseos o estoy caminando en dirección opuesta o sin rumbo?

Orienta tu vida alrededor de tus valores e involucrándote en actividades que te permitan expresar esos valores.

Artículos relacionados:

http://www.projectcoaching.es/planificacion-estrategica-personal-7-claves-que-te-proyectaran-al-exito/

http://www.projectcoaching.es/planificacion-estrategica-personal-como-encontrar-tu-camino/

http://www.projectcoaching.es/planificacion-estrategica-personal-haz-realidad-tus-suenos/

Hasta pronto

Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email. Si quieres recibir los artículos de Project Coaching en tu e-mail en el día de su publicación, suscríbete en la sección “artículos en tu email” de Project Coaching

¿Cómo encontrarse uno mismo, conocerse y alcanzar el equilibrio?

Posted by Antonio Pablo On noviembre - 5 - 2012

Demasiadas personas gastan su tiempo, es decir su vida, en hacer cosas que no les llenan, en llamar la atención y satisfacer a personas que no les aportan ni verdaderamente les importan. Nada les proporciona un gran placer y la única solución que encuentran es encadenar múltiples y veloces placeres, plenamente sustituibles.

Supeditados a agendas y protocolos sociales, guiados por distintos horarios, caemos sin darnos cuenta en la rutina de un día a día que nos enajena y absorbe los pocos momentos de reencuentro que podemos tener con nosotros mismos. En muchas ocasiones, en nuestro fuero interno, sabemos que estamos huyendo, que hay una incoherencia de fondo, y que habría que dar una respuesta desde uno mismo, pero esto no se hace, a veces por desconocimiento y otras por miedo a tener que tomar decisiones que se nos antojan difíciles y que suponen la posibilidad de equivocarnos. Buscamos aprobación y soluciones externas cuando tenemos que encontrarlas dentro de nosotros mismos.

Si sumamos nuestro estresante ritmo de vida y la actual crisis de valores que estamos viviendo, detectamos que se están perdiendo las conexiones con nuestro “yo” más íntimo. Quizá, ha llegado el momento de pensar porque haces esto o aquello, quizá ha llegado el momento de despertar a la vida, de darle verdadero significado, de jugar a ganar y no a no perder, de encontrarse realmente con uno mismo. Tú decides.

Encontrarse con uno mismo requiere de espacio para uno mismo, debes concederte el espacio y el tiempo que necesitas, debes conectar con tu grandeza, debes aceptar tus miedos, comprometerte con el cambio y dar gracias por tu vida. Encontrarse con uno mismo significa, aceptarse plenamente, ponerse en valor, tener confianza,  conectar con nuestro propósito vital, y tener la conciencia de estar en el camino. Una persona que se ha encontrado consigo mismo es una persona satisfecha, es pura energía, equilibrio, serenidad, alegría, positivismo. etc.., actitudes que se proyectan en todas las esferas de la vida,

No olvides que el secreto de encontrarse con uno mismo está en seguir tus sueños, escuchar los deseos de tu corazón y despertar para ser aquello a lo que estas destinado a ser. No triunfes en lo que no quieras hacer, no vendas tu vida, permítete escucharte, préstate tiempo, amplia tu visión de la vida, revisa cuáles son tus criterios de éxito, establece tu plan de vida e identifica tus valores. Busca ese punto común en el que hagas algo que te apasione, tengas capacidades,  aportes valor y estarás en el camino. La vida es mucho más placentera y te recompensa más cuando es jugada “con todo“, en vez de con la mitad del corazón.

Si no lo haces así, no importa cuánto dinero ganes, cuanta gente te quiera, lo inteligente que seas, los títulos que tengas, ni siquiera lo que hayas conseguido a lo largo de tu vida, no te sentirás completo. Como el personaje del video, (http://youtu.be/Obg6uABV72I)  cuando te encuentres contigo mismo y consigas ser quien verdaderamente eres, no encontrarás tu felicidad, tú serás la felicidad!

 

La calidad de tu pensamiento determina la calidad de tu vida. Tu mundo exterior es un reflejo de tu mundo interior y para cambiar cualquier cosa en tu mundo exterior, debes empezar cambiando lo que te acontece en tu mundo interior. En este aspecto sabemos que existen diferentes formas de encontrarse con uno mismo, pero quizás una de las más puras es la inherente a la reconciliación: Necesitamos altas dosis de RECONCILIACIÓN en las siguientes parcelas:

RECONCILIACIÓN CON EL CUERPO Y CON LA MENTE.

Prestar atención a tu cuerpo y volver a sentirlo reconectándonos con él es esencial para nuestro buen funcionamiento tanto físico como psíquico. Exigir menos del mundo que nos rodea y más a nosotros mismos es el comienzo del reencuentro de todo nuestro ser.

Es necesario pararse y pensar en qué estado nos encontramos, si estamos viviendo tensos o relajados, si nos duele algo y en su caso cual puede ser el motivo. Esta pequeña reflexión puede ayudarnos a descifrar muchos problemas latentes que a veces omitimos.

Para los momentos de malestar, o de gran tensión, un sencillo ejercicio que se puede practicar es el de reencontrarte con el funcionamiento natural de tu cuerpo, reencontrarte con tu vida interna. Se trataría de escoger un lugar tranquilo cerrar los ojos, tapar los oídos y sentir como nuestro cuerpo, ajeno al movimiento externo sigue su ritmo vital con el continuo latir del corazón. Podremos sentir como la sangre fluye más rápido que las palpitaciones, y es que nuestro cuerpo sigue su trabajo diario de mantenernos vivos de forma continua. Pararse en la respiración inspirando y expirando varias veces nos ayudará a liberar tensión y de forma natural percibiremos como nuestro propio sistema comienza a protegernos haciendo que el organismo no sufra. El corazón normalizará sus latidos, la respiración se relajará y en 5 minutos lograremos reencontrarnos y recolocarnos ante la vida de forma más íntegra.

RECONCILIACIÓN CON NUESTRO ESTADO NATURAL.

¿Para qué nos complicamos tanto la vida?. Sin nada hemos venido y sin nada nos iremos, sólo nos llevaremos las alegrías y las penas que nuestro ser soporte.

EL SER SOBRE EL TENER. Es absurdo querer poseer sobrepasando la barrera del disfrutar lo que se tiene. Venimos constatando que nuestra ansia de tener roza la avaricia, hecho que no hace más que empobrecernos como personas, perdiendo más tiempo, más energía y más vida intentando adquirir bienes tangibles mientras, sin enterarnos, hipotecamos nuestras más preciadas posesiones inmateriales, comenzando por la salud.

El Ser o la libertad personal es real cuando logramos soltar todo el peso de lo que no necesitamos. Cuanto más liberamos, más espacio dejamos para la llegada de nuevas esperanzas e ilusiones.

El siguiente planteamiento nos servirá para obtener otra perspectiva al respecto: Si tuviésemos un problema que nos obligase a comenzar de cero, ¿estaríamos preparados?

Tenemos que ser conscientes de que la vida puede dar un giro inesperado en cualquier momento. Identificar y potenciar la capacidad de desprenderse de todo es una preparación esencial para poder reaccionar de una forma equilibrada y pacífica en los peores momentos. Tener siempre preparado un kit de emergencia emocional en caso de que las circunstancias sean críticas nos ayudará a enfrentar con un inmenso respeto la agresión que se dirija hacia nuestro ser.

SIN NADA: La capacidad de desprendernos de lo material tal y como hemos llegado al mundo y tal y como nos iremos, es un logro mayúsculo.

RECONCILIACIÓN CON EL EXTERIOR.

Desconectar de todos los artificios externos y sentir que los pies pisan la tierra, física y metafóricamente, formando parte de la naturaleza como si de un árbol se tratase, es una forma de presentarse hacia la vida desde una firme y muy inteligente posición. Escuchar rodeados de paz qué nos dice el mundo y qué le decimos nosotros a él es la vía de conexión interna más agradable para los sentidos.

Un buen ejercicio a realizar puede ser escapar a un entorno natural y fundirse con la naturaleza. Pasear tranquilamente a través de la vegetación, inspirar saboreando el aire puro o dejarse embriagar por los sonidos del entorno son pequeños gestos que nos ayudan a identificarnos como un ser vivo más que tiene el privilegio de existir en perfecta sintonía con el entorno que de forma impasible presencia nuestro autoimpuesto ritmo de vida.

RECONCILIACIÓN CON LA VIDA.

Porque para sentir ese tan anhelado reencuentro debemos pararnos ante la charla que cada uno tiene consigo mismo en el “ahora”.

Vivir el ahora sin engancharse a pensamientos de otra época es una tarea más complicada de lo que nos podamos imaginar. La mayor parte de las veces nuestro pensamiento no está aquí, retrocede hacia el pasado o proyecta el futuro. Sin embargo la oportunidad del reencuentro consigo mismo es el presente, éste es el momento más preciado. Para lograrlo debemos intentar vivir intensamente cada instante. Los niños son un buen ejemplo a seguir. No se ocupan ni del pasado ni del futuro, viven y disfrutan cada instante de la forma más pura.

  • FUTURO: Centrarse en el futuro supone alimentar pensamientos indefinidos y a veces hasta catastrofistas. Nadie sabe lo que va a ocurrir. Es una pérdida de tiempo y una dosis innecesaria de ansiedad ocuparse de lo que no ha sucedido. Apunta las cosas por hacer en una libreta en lugar de darle vuelta pensando en ellas. Planifica y de esta forma podrás dedicarte a tu presente con más calidad.
  • PASADO: Es el mayor ladrón de energía. Volver atrás cultivando la nostalgia o lamentarse son excusas para no seguir avanzando.
  • PRESENTE: Es imprescindible vivirlo de forma intensa detectando las rutinas de nuestra vida. La rutina es la peor enemiga del “HOY”, hace que nos comportemos como autómatas, anestesiando las iniciativas de aspirar a mejores logros para nuestro bienestar.

Para evitar caer en hábitos conformistas, es necesario introducir mínimos cambios, como modificar los planes habituales del fin de semana, probar actividades nuevas, cambiar los muebles de sitio…

Esta actual crisis nos aporta altas cotas de incertidumbre y éste es el combustible que agudiza los sentidos y permite que la mente esté más despierta y activa, aprovechémonos de esta ventaja para vivir intensamente el presente!

Es importante que busques el equilibrio y la reconciliación en tu vida en vez de la perfección. Reconcíliate para que puedas encontrar el sonido de tu interior, descubrir lo que eres y lo que tienes con el objeto de realizar un camino de retorno hacia ti mismo. Disfruta del camino, como del destino hacia el cual estás dirigiéndote. Combina la espontaneidad de la juventud con la sabiduría de la experiencia y sigue creciendo, aprendiendo y amando. Y vive cada día como si fuera el día más importante de tu vida entera, porque en la realidad, lo es.

Hasta pronto

Artículo escrito por Olga Fariña Vila http://sencillamenteamazing.blogspot.com.es/   y Antonio Pablo García Martín (http://www.projectcoaching.es/ ). Compártelo con tus amigos por facebook, twitter o email.

¡ SUSCRIBETE Y CONSIGUE GRATIS EL VIDEOCURSO !

" LAS CLAVES SECRETAS PARA UNA VIDA PLENA "

Articulos en tu email